Luego de las PASO, donde los resultados anunciaron lo que se confirmó el pasado domingo, y una nueva configuración política (con los mismos de siempre) se reinstalo en Argentina, un grupo social virtual surgido desde Córdoba tiro la idea en forma de broma de crear una nueva Republica llamada en un principio #ArgentinaDelCentro, la cual incluiría a las actuales provincias de Mendoza, San Luis, Córdoba, Santa Fe, Entre Ríos, y CABA (Ciudad Autónoma de Buenos Aires), donde gano Juntos por el Cambio.

Todo comenzó como un comentario jocoso, una idea nomas, sin embargo a través de las redes se viralizo la misma y luego de que miles se manifestaran a favor de ésta, paso a ser otra cosa. De hecho los promotores de la idea la fundamentaron diciendo: «En las elecciones pasadas vimos cómo la Argentina se dividió en dos. Por un lado, apoyando un modelo capitalista, productivo, exportador, de libre competencia, republicano y respetuoso de las instituciones, se encuentra la franja central de nuestro país, formado por las provincias de Mendoza, Santa Fe, San Luis, Córdoba y el distrito CABA. Por el otro lado, el resto de las provincias, las cuales, a pesar de encontrarse sumidas en extrema pobreza, siguen votando por el caudillismo peronista que les asegura el paternalismo estatal.»(extraido de El Presto)

LA IDEA PARECE DESCABELLADA, sino fuera por algunas casualidades, que se manifiestan en el mapa difundido.

Ésta supuesta división política es vieja, la zona que “sería” Argentina del Norte, es la misma que deseaban desde Inglaterra y Francia durante el periodo comprendido entre 1800/1900 y que se rompió los dientes contra la resistencia nacional emprendida primero en 1806 y 1807, para luego hacer agua finalmente en la Vuelta de Obligado bajo el sable del Brigadier Juan Manuel de Rosas. En aquella época Inglaterra y EEUU lideraban el mercado textil a nivel mundial, pero Inglaterra no poseía algodón y debía comprárselo a su competidor EEUU. Por eso sus agentes en América del Sur le informaron que el norte y litoral argentino eran uno de los mejores lugares del mundo para sembrar algodón de máxima calidad. Fue así que Inglaterra inicio una serie de actividades de espionaje y preparo la invasión a través de los ríos del norte argentino, la cual finalmente fue destruida por las fuerzas patriotas al mando del Brigadier Don Juan Manuel de Rosas El Restaurador de las Leyes y la Soberanía Nacional. En el corazón de esta zona norteña, en la Provincia del Chaco durante la gobernación de Capitanich y presidencia de Cristina Kirchner se instaló la primer base militar de EEUU en Argentina con supuestos fines humanitarios, hoy se suma la Base Militar de EEUU en Misiones, y en el principal aeropuerto de Paraguay existe una Base Militar de EEUU.

La zona que se menciona como Argentina del Centro, se asemeja mucho a Mapu, que es el territorio que en la actualidad pretenden dominar “los Mapuches” a través de la CAM (Coordinadora Arauco Malleco) con base en la Patagonia de Chile y la RAM (Resistencia Ancestral Mapuche) con base en Neuquén Argentina. Mapu este territorio también abarcaría parte de la zona norte de “argentina del sur”. Cabe destacar que la CAM y su aliada en Argentina la RAM son organizaciones financiadas por la organización inglesa Mapuche Nation con sede en Londres, Inglaterra, y éstas le declararon formalmente la guerra a Chile y Argentina en el año 2014. Fue en acciones relacionadas a este hecho donde falleció por ahogamiento el joven Santiago Maldonado. Aquí otra vez se repite la presencia militar de EEUU, con la Base Militar en construcción cercana a Vaca Muerta y la Base Militar que posee EEUU en el Fuerte Aguayo en la zona de Con Con Chile, a 450 km de Lavalle Mendoza.

Por otro lado, el mapa que dibuja lo que sería Argentina del Sur, comprende toda la Patagonia, que no solo pretende el Estado de Chile desde siempre, sino también Inglaterra (por eso se aferra a Malvinas con uñas y dientes), y los Judios Sionistas quienes lo manifestaron en su libro más importante: El Estado Judio escrito en 1896, y en el cual dice literalmente: … ¿Cuál elegir: Palestina o Argentina?… La Argentina es, por naturaleza, uno de los países más ricos de la tierra, de superficie inmensa, población escasa y clima moderado. La Republica Argentina tendría el mayor interés en cedernos una parte de su territorio. La actual infiltración de judíos los ha disgustado, naturalmente; habría que explicar a la Argentina la diferencia radical de la nueva emigración judía.
Finalmente los Judíos Sionistas, eligieron Palestina para mala suerte de los Palestinos y la buena suerte de nosotros. No nos olvidemos, no es un dato menor, que Palestina fue “entregada” a los Judíos Sionistas por Inglaterra que la ocupaba desde el fin de la Segunda Guerra Mundial (Declaracion de Balfour, Tratados Sikes Picot, Acuerdo de Sevres, Declaración de Mc Manon, etc). También no podemos dejar de mencionar la infiltración de soldados israelíes licenciados de Palestina y Siria, que ingresan como “mochileros” a la Patagonia y luego no hay registros de salida. El diputado chileno Tuma presento una denuncia en el parlamento trasandino sobre este tema, también lo hizo el ex Jefe del Ejército Argentino Bendini quien posteriormente fuera sacado de su cargo por la administración Kirchner. Se estima que son cerca de 8000 los soldados israelíes infiltrados. A esto se suma el Aeropuerto con capacidad militar de Lewis en Rio Negro, la Base Monte Agradable en Malvinas, y la próxima instalación de la Base de EEUU en Tierra del Fuego. El actual Ministro de Medio Ambiente Rabino Sergio Bergman manifestó que Argentina era la “Tierra Prometida” y debía ser PARTIDA y REPARTIDA.

Hoy ésta división de la Argentina nos parece descabellada, sin embargo, a lo largo de la historia el tema se ha hablado en los lujosos salones y bases militares de las potencias extranjeras.

Están tanteando a la opinión publica… son los sembradores de discordia… son los que desean que nos rindamos para repartirse la Argentina… Lo peor es que tienen aliados adentro… y ustedes los conocen bien.

Por Mariano Molina

Dejá tu comentario

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí